Me gusta tu sabor

devorarte despacio

mojarte en chocolate

fundirte con mis besos

morderte como donut

tierno y dulce.

Vuelvo a ti cada día

por que me gusta tu sabor

y quiero morderte de nuevo

suave, despacio, apasionado

y remover tu pelo

enredando mis sentidos en ellos

y perdiendo la cordura

si alguna vez lo estuve

cuando me besas.

Y cuando me besas

solo deseo tocarte

perderme en él no puedo

como hombre perdido

sabiendo que me rindo a ti

sin remedio alguno.

Me gusta tu sabor

y no puedo remediarlo

así que ven

y perdamos de nuevo

la razón ante todo el mundo.