MI universo tuyo

se mezcla sin remedio

con los colores y olores

que el tuyo desprende

y me enreda en tus cabellos

y se desprende de tu sonrisa

dejándome rendido

con la espada envainada

y mi armadura desperdigada por el suelo.

Me rindo a tu cielo

y mi corazón deja ya de luchar

pues mi universo tuyo

me hace sentir y amar

aquello que tu sientes y amas

para no estar más

solos en este lugar.

Y si lloro no es de dolor

si no por puro placer y amor

encontrado en este lugar

que nadie sabía

que existía de verdad.

Y mi vida explota sin control

y mi universo tuyo

se ilumina en cada instante

que me sonríes

y todo se detiene

dejándome inmovil

contemplando tu belleza

que todo lo envuelve hacia ti.