Poemas al alba. Justo Marco

Siempre dejo huellas

por ahí donde paso

por si deseas encontrarme

solo tendrás que seguir

mi camino de migas

y sonreirme con misterio.

Después, todo es posible

las caricias en un suspiro

el temblor en un beso

o el aleteo del deseo

en una sola mirada.

Si descubres mi corazón

será gracias

a mi camino de migas

y el deseo de vivir

una aventura

una vida mejor.

No contada

si soñada

en los pliegues de los versos

en las caricias de las letras

en el canto de los trovadores.

Pues aún hay quien sueña

quien vuela por el tiempo

y surca los mares

de la incredulidad

y la sonrisa escondida.

Y como trovador de sueños

te dejo

mi camino de migas

y el sol como faro

en medio de tu oscuridad

bajo el cielo azul

de mi corazón.